La viñeta es la mínima unidad del montaje de un comic o historieta. Un recuadro delimitado compuesto por una acción dibujada y ocasionalmente un texto. Pero esta explicación sencilla y técnica, no logra expresar todo el mundo de imaginación que se esconde detrás de cada trazo.

Las viñetas capturan a través del humor, la ironía y el doble sentido un mensaje visual, universal y directo. El lector es instantáneamente atrapado por la sutileza con la que expresan una crítica ante un entorno social, un régimen político o una situación cotidiana. El humor gráfico permite fácilmente identificarse con lo expresado, por su capacidad de diálogo y la facilidad de enunciar lo que un largo texto podría ocultar.

Foto de portada por: Instagram @cazurroart

La novela gráfica y su expansión mediática

Foto por: Instagram @cazurroart

Desde su aparición en 1896 con la serie “The Yellow Kid de Outcault”, la novela gráfica se ha convertido en un favorito del público. Actualmente, con la efervescencia de los medios visuales en redes sociales y en general en internet, las viñetas han alcanzado gran fama y alto reconocimiento dentro de la literatura. Hasta el punto de que, en las últimas ferias del libro a nivel internacional, ocupan un pabellón propio y muy visitado por sus seguidores.

Latinoamérica se hace eco de este éxito. A lo largo del continente, nacen y se posicionan afamados artistas de la novela gráfica, quienes compiten con las reconocidas historietas de superhéroes. Ecuador no es la excepción, en el país varios artistas reconocidos y nuevos talentos exploran y difunden su opinión por medio de la ilustración.

Cazurro, el joven quiteño que ilustra la ciudad

Foto por: Instagram @cazurroart

Uno de los talentos nuevos es el joven ilustrador quiteño Sebastián Cadena, mejor conocido por su pseudónimo Cazurro. Quién desde temprana edad descubrió en el dibujo, el vehículo de expresión ideal frente a su timidez. Sus referentes principales son Quino, Caloi, Fontanarrosa y el ecuatoriano-chileno Alberto Montt. Su inspiración, por otro lado, nace del día a día, de todo lo que forma parte de su mundo real e incansable imaginación.

Cazurro se define como un dibujante autodidacta y empírico, que detenta un estilo propio y en el que expresa su afición al arte en general. Sin lugar a duda, Cazurro logra con gran habilidad el arte de incomodar. Sus viñetas expresan la cotidianidad de un joven quiteño. Recorre a través de sus trazos la música, la literatura, el amor, la melancolía, y a la vez temas polémicos como la legalización del aborto, la inoperancia estatal y la cruda realidad a nivel nacional e internacional. Frente a sus delicados dibujos, el espectador no puede quedarse impávido, objetivo principal de su arte.

Deja Vú, una colección de historias

Foto por: Instagram @cazurroart

Actualmente, el joven Cazurro trabaja en un nuevo proyecto, un libro que recopila 240 viñetas que ha diseñado a lo largo de su vida. Te invitamos a ser parte de este proyecto y aportar por que juntos logremos contar esta historia viñeta por viñeta.

👉 Visita la campaña de crowdfunding de Cazurro para conocer más sobre Deja Vú. ¡Hagamos juntos realidad esta historia!.

Por Alejandra Chaves.

 

 

Compártelo con más personas
  • 97
  •  
  •  
  •